Publicado el

Aperitivos navideños

Se acerca la cena de Navidad y ya empiezan a ser cotidianas las conversaciones sobre la cena, dónde pasas las fiestas, con quién pasas las fiestas, dónde conseguiste reserva para la cena de empresa, ya empezaste a ejercer de Elfo y la siempre importantísima charla sobre la cena de navidad, qué vas a preparar??????

Empezar con el consomé de la semana pasada siempre es la mejor opción pero después tiene que caer algo de marisquito, cocido o a la plancha, pero a las boquitas que vienen a casa les encanta un pica de aquí y pica de allí, mientras el horno termina de hacer el plato principal. Ese pica pica que te llena para después dejar desolado al solomillo, al cordero o al cochinillo porque se llenan picando, pero es que les encanta y la carne se queda para rellenar canelones el 25.

Así que año tras año, empiezan llamando mis sobrinas, pidiendo algo con aguacate, mi hijo Pablo que por su sonrisa y sus ojos no he aprendido a decirle que no a casi nada y me pide los chips de parmesano. Mi hija Sara, también adicta al aguacate (debe ser mochila genética) mi madre y sus cestitas de berberechos porque le traen a la mesa a su amiga hermana Irene a la que sigue echando de menos cada día y el foie para mi chico, para mi cuñado, para mi tía, para mi primo, para mi padre…… Y esta es la razón de esta entrada en el blog. La selección de mi adorada familia para picar entre consomé y segundos, selección de caprichitos ricos que llenan de sonrisas la mesa navideña, mientras exclaman -Vane! te acordaste??? Hiciste las cestitas!!!!! (hágase la misma frase con chips de parmesano, chupitos con aguacate y foie)

INGREDIENTES PARA LAS CESTITAS DE BERBERECHOS

(salen 24 cestitas)

  • 24 cestitas de hojaldre tamaño pequeño (las venden en todos los supermercados)
  • 200 mml de salsa bechamel (200 mml de leche fría, 20 grs de harina simple de trigo, 15 grs de mantequilla o aceite de oliva, sal gorda y pimienta negra
  • 1 lata de Berberechos (entera, no tirar el agua)

MODO DE HACERLAS

Empezaremos haciendo la salsa bechamel. En una sartén ponemos a derretir los 20 grs. de mantequilla, lo haremos a fuego medio, porque si se derritiera rápido cogería un gusto un tanto repugnante e imposible de arreglar. Cuando ya la mantequilla esté completamente derretida, incorporaremos los 20 grs. de harina simple. Mucho mejor si la incorporamos ayudándonos de un tamizador si no lo tenemos,  lo vamos haciendo con una cuchara dando golpecitos para que no caiga toda de pronto y se empiecen a hacer grumos. Desde este momento, hay que coger un batidor de varillas y dar vueltas constantemente por eso no les puedo subir fotos del proceso. La bechamel es una salsa simple pero bastante mimosa. Damos un par de vueltas para que la harina se tueste y empezaremos a incorporar la leche fría poco a poco, hasta completar los 200 mml de leche. Seguimos dando vueltas, seguimos a fuego medio, hasta que veamos que la salsa comienza a espesar. Para hacer las cestitas, el punto es medio espesa.  Una vez conseguido, salpimentaremos al gusto (serán más o menos 7 minutos a temperatura media y sin parar de dar vueltas!!!) Pasaremos toda la salsa a un recipiente hondo y añadiremos el contenido completo (agua y todo) de la lata de berberechos y mezclaremos bien, hasta que todo quede bien unido, sobre todo el agua de los berberechos.

Ahora pondremos a precalentar el horno a 200º calor solo por arriba (función gratinar, sin ventilador) y en una bandeja tipo Pyrex para horno, iremos disponiendo las cestitas mientras las vamos rellenado ayudándonos de una cuchara tamaño postre para que se puedan rellenar más fácilmente (hay que ser un poco delicados)

Al rellenar procuren que siempre caigan berberechos dentro de cada cestita. Una vez las tengamos todos rellenas y colocadas en la bandeja, meteremos en el horno a gratinar a 180º durante 5 minutos y primer aperitivo listo!

Lo mejor es servirlas nada más sacar del horno. Son más ricas calentitas que frías o templadas.

INGREDIENTES FOIE AL PEDRO XIMENEZ

  • 1 lata de Foie de oca
  • 1 paquete de millos tostados (kikos para los que no me entiendan) pequeño.
  • 1 buen chorro de reducción de Pedro Ximénez (lo encuentran en cualquier supermercado en la zona de vinagres)VAMOS A ELLO QUE SON TRES COSILLAS DE NADA….

    Sacamos el bloque de foie de la lata o del paquete que traiga, lo metemos en un tupper o lo envolvemos en film y al congelador, al menos unos 40 minutos.Sacamos del congelador, lo dejamos ablandar unos cinco minutos y empezamos a rallarlo como si fuese una zanahoria. En la bandeja que lo vayamos a servir echaremos un buen chorro de reducción de Pedro Ximénez y pintaremos la base. Colocamos encima el foie rallado y casi por último ayudándonos de una picadora eléctrica, preferiblemente, picamos el millo hasta dejarlo casi en polvo aunque puede quedar algún tropezón que da una textura interesante.Echamos por encima el polvo del millo y volvemos a echar un buen chorro por encima del conjunto de reducción de Pedro Ximénez. Unas tostas de pan bizcochado o un pan artesano ligeramente tostado,  unos cuchillos de untar monos y ya tienes un  entrante espectacular y sabroso para abrir el apetito o acabar con el del todo.INGREDIENTES PARA LOS CHUPITOS DE AGUACATE Y LANGOSTINOS

  • 2 Tomates rojos y en punto exacto de maduración para que no se vacíen al partirlos.
  • 1 Cebolla morada
  • Un buen chorro de limón
  • 3 Aguacates maduros
  • Sal gorda
  • 18 Langostinos cocidos y pelados
  • 12 vasos bajo de cristal para la presentación

VAMOS A HACERLO…

Primero cortamos los tomates en cuadritos y rellenamos la parte baja de cada vaso.

Ahora chafaremos los aguacates (que deberán de estar maduros) y haremos  una papilla con ellos añadiéndoles un buen chorro de limón o si tuviéramos que estamos en época de lima y sal gorda. Picamos ahora muy menuda la cebolla morada y la incorporamos al puré de aguacate. Con este puré rellenemos los vasos con un dedo más de altura, sobre los tomates picados.

Y por último y teniendo previsto que ya los langostinos deben de estar guisados y pelados, los vamos cortando en pedazos y vamos incorporando langostino y medio en pedacitos en cada vaso.

Y el resultado es el aperitivo ideal  para disfrutar, metemos cuchara larga, llegamos hasta el fondo del vaso y procuramos pillar de los tres pisos y llevarlos a la boca.

INGREDIENTES CHIPS DE PARMESANO

  • 200 grs de queso parmesano reggiano
  • Un buen rallador

MODO DE HACERLAS

Pues aquí ya va el cuarto y último aperitivo de todos, el más sencillo y el más intenso de sabor y eso lo hace absolutamente adictivo.

Solo tendremos que rallar muy finamente el taco de queso parmesano y mientras lo hacemos, encenderemos el horno a 200º, calor arriba y abajo, importante que activemos función ventilador para que se vaya calentando. También es importante que antes de calentar el horno, saquemos la bandeja porque la necesitaremos fría.

Ahora cogeremos la bandeja del horno y la cubriremos de papel vegetal para horno e iremos haciendo montoncitos que aplastaremos con cuidado, haciendo círculos del tamaño de una galleta.

Cuando ya tengamos la bandeja completa, la meteremos en el horno durante 5 minutos. Verán que el queso se funde rápidamente e incluso se empiezan a tostar los bordes. Sacamos del horno.

Y ahora dejaremos que se sequen bien y se solidifiquen en la misma bandeja del horno y pasados unos 10 minutos ya estarán templadas y las podremos emplatar.

Acompañarlas de una mermelada de tomate, las potencia y enriquece aún más. También quedan ideales con mermelada de pimiento.

Y como no, un buen platito de jamón no puede faltar pero en mi casa solo lo corta mi chico y en este caso no se cumple el refrán, porque lo parte pero no se lleva la mejor parte, así que me paso por La Montaraza que todos los embutidos son para pecar de gula, me lo colocan en estas bandejitas y a la mesa, eso sí, tarda lo mismo en desaparecer que David Coperfield sobre el escenario.

Publicado el

Tartar de tomate y aguacate

Parece que esta semana el otoño está tocando en la puerta y aunque empieza a apetecer algo más calentito y de cuchara, mi secreto confesable es que no me puedo resistir a las recetas que llevan aguacate, al aguacate en sí de todas las maneras y en todas las estaciones del año. Aunque he de decir que está de temporada (desde septiembre y hasta mayo) pero aún así no baja el precio. Terriblemente caros!!!

Así que aparte de aportar Omega del bueno y ser saciante, casi que en casa lo hemos convertido en un ingrediente “gourmet” y cuando lo preparamos en guacamole, en tostadas con unas granadas por encima, abierto y por la mitad y con sal y listo o con este tartar, empiezan las guerras de las porciones. El aguacate en casa nos une lo mismo que nos desune. Todos nos sentamos en la mesa a la vez pero no siempre todos quedamos contentos con lo que cae en nuestro plato. Tú tienes más, yo cogí menos. Tú te pusiste más y me diste a mi menos. Pero al fin y al cabo, todos estamos juntos en la mesa y a la vez, comiendo algo que nos encanta a todos y eso créanme que en casa es magia de la que se hace sin varita. Continuar leyendo “Tartar de tomate y aguacate”