Publicado el

Domingo Rodríguez Marrero, el maestro

Ibn Arabi
Ibn Arabi

El sabio murciano Ibn Arabi escribió en uno de sus poemas: “mi corazón puede adoptar todas las formas// es prado para las gacelas”; eso fue lo que le ocurrió al mío al rencontrarme, después de mil siglos, con Don Domingo. Mi corazón se convirtió, en esa Feria del Libro, en el pasto universal donde las gacelas y los perros y los tiranosaurios corren hacia la luz tenue de la felicidad; y lo convierten todo en alegría. Todo se volvió alegre: la mirada de los transeúntes, el sol que se almuerza tu retina; todo fue alegría, todo fue baraka, todo es Don Domingo. Un hombre que me enseñó, en el CEIP Fernando Guanarteme, a ser consecuente y sincero conmigo mismo; a negarme a las dobles existencias. A los 11 años, me invitó a entrar en su despacho. Creía que me iba a caer la del pulpo (estaba acostumbrado, era un huracán). No fue así; abrió una bolsa, y me regaló un libro: Historia de la España musulmana del Doctor Ángel González Palencia. Y a partir de ese regalo, empezó una pasión hacia el Al- Ándalus. Hacia la cultura hebrea, hacia la interculturalidad, hacia lo no-dogmático. Debo decirlo, si en este texto, o cualquier otro, aparece Ibn Arabi u otro filósofo es gracias al impulso intelectual de este amigo, de este gran amigo.
Continuar leyendo “Domingo Rodríguez Marrero, el maestro”

Publicado el

María Dolores Pradera

Doña María.jpg
María Dolores Pradera es la española más mexicana de este mundo, es la gran embajadora de esa música que llena el vacío- muy vacío- del alma con la sinceridad bolerosa, rancherosa. Murió la esmeralda más brillante de la música, eso dicen. Pero, yo sé que continúa viva más allá de las guitarras desafinadas de este mundo. Ella ha volado a la guitarra eterna, donde su voz es la guitarra gloriosa que hace feliz– sigue haciendo feliz a las personas como siempre- a todos los limeños que le ofrecen jazmines y rosas; a los habaneros que le ofrecen sus puros Cohiba, licores bendecidos por el gran Niño. María canta, mientras los profetas lloran su muerte y los gitanos se rompen sus enaguas. ¡Ha muerto lo más grande!, gritó la gitana con to’a su alma a sabiendas que la escuchaba. María se emociona, ha llegado la hora de cruzar del puente a la alameda. Un río la espera allá por la alameda, la espera él con su barca. Los gitanos la ponen guapa, la limeña le regala un jazmín con forma de salvación (eternamente recordada, esa será tu salvación).

Publicado el

El islam del Ministerio de Interior

"Mother-Daughter-Doll". Boushra Almutawakel ©
“Mother-Daughter-Doll”. Boushra Almutawakel ©

El islam, de hoy, se debería catalogar como “el islam del Ministerio de Interior”; esta es una de las múltiples ramas que presenta el islam, pero en este caso es de carácter político.
El islam del Ministerio de Interior rencarna a todos los califas ortodoxos, e incluso obra como si tuviese un poder general de Mahoma para crear un nuevo islam. Continuar leyendo “El islam del Ministerio de Interior”