Los que pisan la belleza

Pisaba el dibujo que una pintora extranjera había creado en el suelo de la calle de Triana. Era bello, pero eso le daba lo mismo. Lo borraba con su playera de marca como borraría una frase ofensiva que alguien hubiera trazado contra él en ese mismo suelo. Yo me hubiera arrodillado ante aquella imagen bella, pero él disfrutaba con el destrozo. Si la Venus de Milo no estuviera custodiada en el Louvre, cualquiera de esos desaprensivos vestidos como machangos de suburbio neoyorquino escupiría su cara o la destrozarían como mismo borraban aquella cara enigmática que estaba dibujada en el suelo. Si no logramos que se conmuevan ante la belleza entonces sí es verdad que está fallando el sistema educativo, y si la pisotean también falla esa sociedad que estamos creando cada vez más alejada del arte y del pensamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



El contenido de los comentarios a los blogs también es responsabilidad de la persona que los envía. Por todo ello, no podemos garantizar de ninguna manera la exactitud o verosimilitud de los mensajes enviados.

En los comentarios a los blogs no se permite el envío de mensajes de contenido sexista, racista, o que impliquen cualquier otro tipo de discriminación. Tampoco se permitirán mensajes difamatorios, ofensivos, ya sea en palabra o forma, que afecten a la vida privada de otras personas, que supongan amenazas, o cuyos contenidos impliquen la violación de cualquier ley española. Esto incluye los mensajes con contenidos protegidos por derechos de autor, a no ser que la persona que envía el mensaje sea la propietaria de dichos derechos.