El improvisador

El niño iba improvisando canciones por la calle, letras inventadas a medida que iba viendo escaparates, colores o gente que pasaba. Su padre no estaba atento. Si lo hubiera escuchado habría descubierto un poeta. Lo fui cuando pasaron unos años. Yo era ese niño que cantaba canciones por la calle hace ochenta años. Ahora solo soy un viejo que tararea recuerdos, y me aparece el eco de esas canciones que no se grabaron en ninguna parte. Olvido lo inmediato y recuerdo todo lo que improvisaba en mi infancia, aquellas canciones y la mano tierna y segura de mi padre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



El contenido de los comentarios a los blogs también es responsabilidad de la persona que los envía. Por todo ello, no podemos garantizar de ninguna manera la exactitud o verosimilitud de los mensajes enviados.

En los comentarios a los blogs no se permite el envío de mensajes de contenido sexista, racista, o que impliquen cualquier otro tipo de discriminación. Tampoco se permitirán mensajes difamatorios, ofensivos, ya sea en palabra o forma, que afecten a la vida privada de otras personas, que supongan amenazas, o cuyos contenidos impliquen la violación de cualquier ley española. Esto incluye los mensajes con contenidos protegidos por derechos de autor, a no ser que la persona que envía el mensaje sea la propietaria de dichos derechos.